Inicio Fuentes de alimentación Convertidores CC-CC de 400 W

Convertidores CC-CC de 400 W

3
0

Con un formato más compacto, los nuevos modelos de la serie TDK-Lambda i7A se pueden utilizar en múltiples aplicaciones

TDK Corporation anuncia la ampliación de la serie TDK-Lambda i7A de convertidores CC-CC buck no aislados con el patillaje de salida 1/16th brick estándar. Las novedades con salida de 60 A tienen una potencia máxima de 400 W, ofreciendo salidas ajustables de 0,8 a 8 V desde una entrada nominal de 12 V.

También se encuentra disponible una opción para ajustar el límite de sobreintensidad en todos los modelos de tensión de entrada y corriente de salida. Esta característica no sólo ayuda a reducir el estrés en el convertidor cuando se expone a condiciones de sobrecarga excesiva, sino que también facilita el ajuste (fine-tuning) de la sobreintensidad en función de las necesidades específicas del sistema.

Las unidades i7A de 60 A se pueden utilizar para derivar salidas de alta potencia adicionales desde una fuente de alimentación de 9 a 18 Vdc con menor coste y mayor eficiencia que los convertidores CC-CC aislados. Los nuevos modelos más compactos están especialmente indicados en robótica móvil, drones, sanidad, industria, test, medida, comunicaciones, informática y equipos portátiles alimentados por batería.

Las eficiencias de hasta el 97 por ciento reducen drásticamente las pérdidas internas y permiten a los modelos i7A de 60 A operar con una temperatura ambiente de -40 a +125 °C, incluso en condiciones de escaso flujo de aire.

Su diseño ofrece un bajo rizado de salida y una excelente respuesta a las cargas dinámicas. En comparación con soluciones discretas, se consigue minimizar el número de componentes externos y ahorrar espacio de tarjeta de circuito impreso (PCB) y costes.

Al igual que las versiones de 33 y 45 A, los nuevos convertidores CC-CC de 60 A permiten elegir entre tres configuraciones mecánicas con un ancho de 34 mm y un largo de 36,8 mm. El modelo open-frame de 11,5 mm de alto es idóneo en aquellas aplicaciones que requieren bajo perfil. La versión de placa base se puede refrigerar por conducción mediante una lámina fría y tiene una altura de 12,7 mm, mientras que las variantes con un disipador de calor integral para refrigeración por convección o aire forzado poseen una altura de 24,9 mm.

Las características estándares a todas las unidades i7A de 60A abarcan ajuste de tensión de salida, sensado remoto, encendido-apagado remoto de lógica negativa y funciones de protección ante caída de tensión de entrada, sobrecarga y sobrecalentamiento. También están disponibles tarjetas de evaluación para simplificar la cualificación.

Además, todos los modelos cuentan con certificados de seguridad, según los estándares IEC/UL/CSA/EN 62368-1, y los marcados CE y UKCA, de acuerdo con las directivas de Baja Tensión (LV) y RoHS.